Para ser abogado de defensa hay que tener aptitud, capacidad y expresión oratoria afirma Dr. César Cornejo

Hugo Amanque Chaiñamarzo 31, 202418min0
Hugo Amanque Chaiñamarzo 31, 202418min0

Left Banner

Left Banner

Para ser abogado de defensa hay que tener aptitud, capacidad y expresión oratoria afirma Dr. César Cornejo

dr cesar cornejo

El Colegio de Abogados de Arequipa en las dos últimas décadas ha perdido el liderazgo institucional en defensa de la sociedad priorizando temas deportivos e infraestructura, pero tampoco hay voluntad de sanción a los letrados que incumplen el Estatuto y Código de Ética. Así lo afirmó el Dr. César Cornejo Samanez, quien tiene 42 años de ejercicio profesional, fue juez, catedrático, ex directivo de la orden profesional y es conciliador. Sostiene que para ser abogado de defensa hay que tener aptitud, capacidad y expresión oratoria, lamentando que haya un divorcio institucional entre el Colegio de Abogados y las Facultades de Derecho de las Universidades. Lo entrevistamos al recordarse el martes 02 de abril el Día del Abogado.

¿Cuántos años tiene usted de colegiado en la orden profesional?

Me incorpore al Colegio el 14 de septiembre de 1982 y este año cumplo 42 años de abogado de ejercicio profesional.

¿De qué universidad egresó y porque definió ser abogado?

Soy ex alumno de la UCSM y mi vocación fue influenciado por mi amor a la lectura, pero mi padre era contador y yo leía bastante de joven y definí ser abogado de profesion.

¿Satisfecho o insatisfecho a más de 40 años de ejercer la profesion?

Estoy agradecido a Dios por mi familia, mi esposa e hijos y lo que he logrado en mi ejercicio profesional. Fui tesorero en el Colegio de Abogados cuando fueron decanos los doctores Jaime Valencia y Oscar Diaz en la década del ochenta del siglo XX cuando nuestro colegio tenia peso en la sociedad arequipeña. Fui juez de paz letrado en 1889 y renuncié en 1991.

¿Porque renunció a la magistratura?

No estaba satisfecho con el sistema judicial que, con pequeñas modernizaciones, sigue siendo anacrónico. Fui docente universitario en 17 años en la Facultad de Derecho Universidad Tecnológica y en la Universidad Catolica San Pablo. Fui representante del Colegio de Abogados ante el Consejo Distrital de la Magistratura de Arequipa, etc. Escribí tres libros relacionados al Derecho, soy arbitro en la CCIA y en la UNSA y litigo en forma permanente.

Hablemos del código de etica del abogado y de algunos principios que debemos respetar en forma permanente. Según su apreciación general, ¿Cumplimos y respetamos o no los abogados dichos principios?

El día del abogado es un homenaje al jurista Francisco Garcia Calderón que nació el 02 de abril de 1834, fue presidente transitorio del Perú y se negó a firmar un tratado con Chile. Con una resolución suprema de 1952 se oficializa la costumbre del día del abogado el 02 de abril como homenaje a Garcia Calderón y en 1981 el presidente Belaunde con una ley se instituyó nuestro dia. Nosotros tenemos el estatuto y el código de etica que guía nuestra conducta.

¿En nuestro Código de Ética, qué principios cumplen e incumplen con frecuencia los abogados?

En el tema ético está fallando el deber de lealtad al cliente, ya que el abogado no es muy claro al comunicarle a sus clientes si tienen o no aptitud para litigar y si estan haciendo o no lo correcto. El Dr. Jorge Salas Arenas, actual presidente del Jurado Nacional de Elecciones, en un discurso del dia del juez años atrás, señaló que habia tres tipos de litigantes. El litigante verdadero, porque cree que tiene la razón, si no que la tiene. El litigante es el que litiga creyendo tener la razón, pero en realidad no la tiene y quien deberia decirle que no tiene la razón es el abogado. El tercer tipo de litigantes es el malicioso, que no tiene la razón y litiga de mala fe. Es evidente que quien conoce a estos tres tipos de litigantes es el abogado ya que él recibe la inquietud y acepta patrocinar esos casos y es evidente que no debe patrocinar casos donde hay mala fe.

En las escuelas profesionales del Derecho, nos enseñan que el abogado debe hacer respetar la ley, pero paralelamente buscar la justicia. ¿Está bien eso o no?

Nosotros vivimos en un estado de derecho con el derecho positivo con leyes vigentes. Lo que pasa es que la ley debe estar normada orientado a la justicia que es un valor supremo que no es material y debe aplicarse la ley para buscar la justicia.

En la última década se ha registrado un choque institucional entre los poderes publicos y organismos constitucionales en diversos temas e intervienen destacados constitucionalistas que estiran la Constitución y legislación como “chicle” de acuerdo a sus intereses e interpretaciones lo que genera dudas en la población que no sabe a quién creerle. ¿Cuál es su interpretación sobre el tema?

Creo que eso es el reflejo de la situación política del país en los últimos ocho años donde una parte no aceptó los resultados de las elecciones generales y se dio la polarización del Congreso y la calidad de los congresistas y sus intereses políticos y económicos, donde deberian priorizarse los intereses generales de la nación hacen que no se aplique la Constitución, sino que ellos lo interpretan de acuerdo a los intereses de quienes gobiernan.

La abogacía sigue siendo una de las profesiones más requeridas por los jóvenes que egresan de la secundaria al sistema universitario pese a que hoy en tenemos en el país bastantes abogados. Algunos lo hacen por economía y otros probablemente por notoriedad y estatus social. ¿Qué criterios deberian evaluar o tomar en cuenta los jóvenes antes de definirse por la abogacía?

Hay dos temas que siempre conversaba con los estudiantes de Derecho. Yo les preguntaba por qué querían ser abogados. La mayoría me respondía que querían hacer justicia y yo les replicaba, ¿si la única forma de hacer justicia es siendo abogado? Un médico que trata correctamente y cumple el juramento hipocrático, ¿No está haciendo justicia social? Un tema esencial para mi es tener aptitud para ser abogado, si me gusta las letras puedo ser escritor. ¿Tengo aptitud para la defensa, capacidad y expresión oratoria? ¿Tengo el coraje necesario para defender mis convicciones y principios a sabiendas que puedo ser víctima de represalias? Entonces, la aptitud es muy importante en quienes desean ser abogados. La aptitud está ligada a la vocacion. Yo puedo querer hacer justicia, pero mi vocacion es ser chef y desde allí puedo contribuir también a la justicia social. Esa es la diferencia entre la aptitud y la vocacion que un joven o señorita deberia evaluar personalmente.

Los colegios de abogados no se relacionan con las facultades de Derecho y hay una suerte de divorcio institucional. ¿Está de acuerdo con esa percepción o no?

Has dicho una verdad Hugo y no hay ninguna relación entre las facultades de Derecho y nuestra orden profesional y ese es un error que debe corregirse. En las facultades de Derecho se enseña el curso de ética y en la orden profesional hay una comisión de ética, cuyos casos no se estudian para conocimiento de los futuros profesionales. Al colegio ni a las universidades no les interesan los problemas que suponen revisar los problemas del ejercicio profesional y eso es grave, ya que en el ejercicio profesional de la abogacía hay algunos obstáculos por la falta de consideración a su investidura en el Poder Judicial, Ministerio Público y la Policía.

En el siglo XXI con la globalización y la moderna tecnología han dado nacimiento a múltiples problemas y delitos nacionales e internacionales por lo que urge formar nuevas especialidades en el Derecho. ¿Estamos preparados para eso o no lo abogados?

Yo creo que sí, con la globalización se está permitiendo que haya sub especialidades como el Derecho Aeronáutico, Derecho Portuario, etc. La globalización ha permitido que asimilemos la tecnología. Con la pandemia sanitaria se implementó el sistema de audiencias virtuales y hoy tenemos el sistema de teletrabajo, pero la pandemia ya se superó y en la Corte de Arequipa se remodeló salas y juzgados para audiencias para la oralidad civil y laboral y esa infraestructura no se está utilizando y seguimos utilizando la virtualidad cuando deberíamos aplicar la justicia presencial. No son siempre problemas de normas, sino de personas idóneas para ocupar los cargos públicos. Se confunde la idoneidad con la cartonitis, a todo el mundo les exigen doctorados y maestrías, pero a veces el ejercicio no refleja su formación profesional y conocimiento, menos la idoneidad.

La orden profesional deberia tener una moderna biblioteca para contribuir a los colegiados efectuar consultas bibliográficas permanentes. ¿Siente usted que se brinda buen servicio?

La biblioteca que tiene el Colegio es buena e incorpora textos y es uno de los pocos servicios que se maneja con cierta responsabilidad por el personal que allí labora. Deberia contar con más volúmenes por supuesto.

¿La Comision de Ética y el Tribunal de Honor del Colegio siente usted que funciona y cumplen o no su rol establecido en el Estatuto o no?

Hay un Comité de Etica y hay dos salas y un Tribunal de Honor de segunda instancia. No sé si designaron los miembros, pero nunca se sancionó con efectividad. Faltó una férrea voluntad institucional para sancionar a quienes incumplieron el Estatuto y el Código de Ética.

Los abogados estan en todo el sistema de administración de justicia nacional en diversos cargos y la percepción es que el sistema no funciona a plenitud y hay una desconfianza de los ciudadanos. ¿Qué está fallando allí y qué responsabilidad tienen los abogados en este problema?

Yo creo que algunos abogados tienen responsabilidad porque no son valientes para reclamar individualmente el cumplimiento a sus derechos y el Colegio de Abogados también porque guarda silencio ante estos problemas y otros de interes social. Hubo varias reformas y no hay celeridad ni predictibilidad hoy. Ningún abogado puede garantizar eso con nuestro actual sistema.

Recuerdo el caso de asesinatos de campesinos en la década del ochenta cuando hubo terrorismo cuya sentencia salió después de 32 años en la Corte Suprema. La pregunta es obvia, ¿Por qué un juicio puede demorar 32 años en el país? ¿En qué medida tienen corresponsabilidad en estos temas los abogados de las partes?

No podemos negar que en algunos casos ha abogados maliciosos para dilatar los procesos y siembran nulidades, pero Hugo, ¿Quién dirige el proceso? ¿Acaso no es el juez?  Si los magistrados observan que hay abogados espurios que hacen uso de malas prácticas, deben sancionarlos y derivarlos al Ministerio Público para que sean procesados y esas triquiñuelas no se produzcan.

Hay algunos proyectos de ley en el Congreso para que los jueces y fiscales no sigan dictado cátedra en las universidades ante la sobrecarga procesal en el país. ¿Debe aprobarse o no dichos proyectos de ley?

Los magistrados ejercen el cargo a dedicación exclusiva, pero creo que ellos deben tener un espacio en las universidades porque transmitirán su experiencia profesional a los estudiantes. Un indicador podría ser que puedan dictar clases en relación a la carga procesal, pero no podemos cortarles ese derecho y transmitir sus experiencias a los jóvenes en las universidades.

Las Juntas Nacionales de Decanos de Colegios de Abogados se han dividido y hoy no tenemos a nuestro representante ante el Consejo Ejecutivo del Poder Judicial. ¿Qué está fallando allí?

Es un conflicto de intereses personales y han hecho grupos e impugnaciones mutuas y la Corte Suprema ha señalado que mientras haya objeciones no aceptan al representante lo que nos perjudica. Yo participe antes en el Consejo Ejecutivo Distrital en nombre del Colegio de Abogados de Arequipa donde propuse que se dé mayor atención a los abogados en provincias como en la provincia de La Unión.

En las últimas décadas el Colegio de Abogados de Arequipa ha perdido espacio en la sociedad mistiana, no emite pronunciamientos sobre temas de interes público, no tiene periodicidad en revistas de Derecho donde los abogados demuestren su producción intelectual y no presentan acciones de inconstitucionalidad en defensa de la sociedad. ¿Qué está pasando o mi percepción es equivocada?

Desde hace dos décadas el Colegio no ha tenido presencia pública y la orden profesional ha estado dirigido a organizar campeonatos deportivos, infraestructura, haciendo celebraciones fastuosas antes que defender la legalidad del país y el estado de derecho. Yo le contaré que fui candidato y propuse que se instale un consultorio médico gratuito para los colegas que tenía un costo de 84 mil soles al año con profesionales de salud. Perdí la elección y nuestra propuesta la presentamos a la directiva elegida quienes decían que no habia dinero, pero en esa época el costo de varias actividades sociales suponía un egreso superior a los 200 mil soles. No se ha emitido pronunciamientos institucionales sobre temas de interes público y el Colegio deberia tener una unidad de investigación de fallos judiciales que advierta de sentencias que contravienen la ley y afectan a los intereses sociales, pero también crear un equipo rápido que investigue a los abogados y litigantes a quienes se les lesiona en sus derechos y no estar siempre dedicados a competencias deportivas y espectáculos.

Hugo Amanque Chaiña


Post Banner

Post Banner