Hugo Amanque Chaiñamayo 31, 20219min151

Left Banner

Left Banner

Limitadas propuestas y ausencias en el debate electoral en educación

debate unsa

Crédito de Imagen: Andina

En líneas generales, el debate electoral entre la Sra. Fujimori (KF)y el Sr. Castillo (PC), dejó mucho que desear, ninguno de los dos estuvo a la altura del momento, de la hermosa ciudad que los acogió ni del país que esperaba mucho más. Una lástima.

En ese marco, el tema de Educación Ciencia e Innovación, no fue la excepción, uno refiriéndose a temas principista, lo cual está bien, aunque   sin plantear muchas políticas y acciones concretas, y del otro lado solo acciones desarticuladas. En educación resulta fundamental tener en cuenta los principios y valores, pero también políticas coherentes y acciones prácticas viables.

Entre los aspectos más importantes planteados por los ocasionales contendores, tendríamos los siguientes: Por parte de la Sra. Fujimori, propuso que el servicio de internet en las zonas más pobres, estará garantizado y subsidiado por el Estado; ampliación del programa Qali Warma para proporcionar no solo desayuno, sino almuerzo; que el 40 % de las compras estatales de calzados escolares, sea con las micro empresas, a fin de  dinamizar la producción; la modernización de las escuelas, entrega de seis millones de computadoras para los estudiantes  y la construcción de 3000 nuevos locales escolares; respecto a las universidades no licenciadas, afirmó que  en vista de haberse cerrado universidades  públicas, se  garantizará el traslado de los estudiantes a otras universidades; habría de recordar que  al 27 de febrero, de las más de 45 universidades a las que se denegó el financiamiento, solo dos son  públicas.

Por su parte el Sr. Castillo, relacionó el tema de la educación, la innovación y la producción, al decir que se impulsará el desarrollo integral del país, lo que implica que la investigación será prioridad y que el Perú tiene que ser gestor de su propio desarrollo para industrializarse;  enarboló la bandera de la Educación como derecho; ingreso libre a las universidades para los jóvenes que terminan su Educación Básica, sin explicar su viabilidad; sostuvo que la educación no debe ser una isla sino verse como un problema estructural, que implica la responsabilidad de todos; resaltando también que las reformas en la educación y el propio currículo deben hacerse  de abajo hacia arriba y no  al revés, como tradicionalmente se ha venido haciendo, lo cual significaría un cambio  sustancial  en la  formulación de políticas educativas. .

Teniendo en cuenta que la educación no es responsabilidad sectorial, sino que cruza todos los temas, resultó interesante que el Sr Castillo mencionará en el tema de la Lucha contra la corrupción, aparte de las medidas sancionadoras, dijo que se debe empezar por casa, por la escuela, las universidades; aunque faltó profundizar en ello. Lo ideal hubiese sido resaltar   como una finalidad básica de la educación, desarrollar el pensamiento ético y crítico-reflexivo, que desencadene actitudes de indignación y rechazo total, a cualquier forma de corrupción

Entre las coincidencias, se destaca que ambos se refirieron a los estudiantes y a los maestros, en éste último caso aludiendo a su vacunación, nombramiento de los contratado y el cumplimiento de la deuda social. Los dos  coincidieron también en  las  críticas al gobierno anterior por la educación virtual, descalificando  el programa implementado, calificándolo como “…un reverendo fracaso…” (KF) “…experiencia  fracasada y frustrada…” (PC); sin reconocer el contexto de la pandemia y el esfuerzo de miles de maestros,  padres de familia, estudiantes,  la mayor parte de autoridades y funcionarios, que evitaron la pérdida del año a un buen porcentaje de la población estudiantil, y que sin embargo, debido a las situaciones  generadas por el modelo actual e ineficiencia gubernamental,   miles de niños y adolescentes  estuvieron y están  impedidos de  acceder  al derecho de educarse.

Otra coincidencia es la tibieza al tratar el Enfoque de género, ninguno se opuso a dicho enfoque, pero su abordaje fue limitado: “Que los contenidos sean evaluados por los padres (KF); “La situación de género viene de casa y tiene que ser profundizado por la escuela” (PC); felizmente no escuchamos alusiones a la “Ideología de género”

Preocupa que, entre otros temas, no hubiera propuestas sobre el asunto del analfabetismo que al 2019 evidenciaba una tasa de 5.6 % y en el área rural las mujeres constituyen el 22.8% (Minedu-Escale). Otro aspecto preocupante, es no haber tenido presente que solo el 18.8 % de locales escolares públicos están en buen estado (2018. Minedu- Escale), lo cual significaría que más de 40 mil locales escolares públicos necesitan atención urgente; por lo que limitarse a anunciar, como gran logro, que se construirán 3,000 nuevos colegios (entre el 2015 y el 2020 se incrementaron 2,441 locales escolares de gestión pública). Sin dejar de reconocer que es positivo el anuncio; sin embargo, una mirada holística no permitiría soslayar la lamentable realidad que nos enrostra el grado de postración en que están miles de locales escolares.

Sorprende que, entre otros aspectos ausentes, hayan estado temas como el de la educación técnica; el lucro en la educación, aunque Castillo cuestionó el modelo privatista de la educación; cómo terminar con la segregación que el propio sistema propicia, por ejemplo, las diferencias abismales entre el gasto por cada estudiante de los colegios del alto rendimiento (COAR) y en el otro extremo los estudiantes de las escuelas “unidocentes” o unitarias

Pero lo más alarmante es que ninguno de los dos candidatos haya manifestado su opinión frente al recientemente aprobado (julio del 2020), Proyecto Educativo Nacional, en el cual se establece la Visión de la educación al 2036, señala cuatro propósitos, diez orientaciones estratégicas y cinco grandes impulsores del cambio y que, cualquiera que asuma el gobierno tiene que establecer las estrategias, mecanismos y acciones para implementarlo en los siguientes cinco años que gobernarían

Mención aparte merece comentar la pocas puyas o  pullas existentes, a pesar de la actitud agresiva de la Sra. KF y la pasividad de PC en no responderle; por ejemplo, dentro de las pullas o puyas, resaltamos el tema de las esterilizaciones forzosas, sobre las que el candidato solicitó que la candidata  pida perdón; en su respuesta ella sostuvo que el poder judicial determinará  las responsabilidades individuales, negando de plano que  fue una política de Estado (SIC) y lanzado la acusación al oponente de estar tirando y hablando piedras. Cuestionable posición sobre un tema   tan sensible asociada a la dignidad de las personas, y que afectó no a una o diez mujeres sino a más de 200 mil campesinas pobres.

Arturo Portilla Valdivia – Doctor en Educación

Hugo Amanque Chaiña


Post Banner

Post Banner