Hugo Amanque Chaiñanoviembre 2, 20209min1041

Left Banner

Left Banner

Elecciones 2021: ¿Cambio o continuismo?

las elecciones del peru

24 partidos políticos competirán por llegar a la Presidencia de la República, Congreso Nacional y Parlamento Andino y ganar las elecciones 2021. Lo grave, es que la mayoría de estos partidos no tienen presencia nacional y todo parece indicar que lo único que les interesa, es obtener el poder político y consecuentemente el poder económico del país, a cualquier costo. ¿Ha supervisado o fiscalizado el JNE y la ONPE si funcionan los locales partidarios de los 24 partidos inscritos como exige la legislación electoral? Si alguna virtud tendrá las elecciones 2021, será que, de los 24 partidos políticos con registro en el JNE, no más de una decena mantendrán su inscripción, ya que no pasarán la valla electoral y del 5% de votación nacional que exige la legislación electoral y los demás serán borrados del mapa electoral.

No es que estemos en contra la participación política de los ciudadanos que es un derecho político irrenunciable, sino que es irresponsable tener tantos partidos políticos, lo que confirma la informalidad política existente en el país que en estas elecciones 2021 se ha agudizado como nunca antes en procesos electorales. Cual Mesias iluminados, han aparecido tantos caudillos políticos que han creado partidos no en función de los intereses nacionales, sino en función de sus interés políticos, económicos e ideológicos. La mejor prueba es que en estas elecciones 2021, de los 24 partidos políticos, 2/3 de estas agrupaciones elegirán a sus candidatos no en democracia interna y directa de cada uno de sus militantes como es lo correcto, sino que serán los delegados que casi siempre son digitados por las cúpulas partidarias que manejan la mayoría de partidos políticos, salvo excepciones, como si fueran sus empresas comerciales que deben redituar intereses políticos y económicos.

Lo anteriormente descrito, confirma la inmadurez e informalidad que hoy comprobamos nuevamente. Lo correcto hubiera sido que antes de la convocatoria de las elecciones 2021, los partidos hagan alianzas electorales entre partidos de izquierda, centro o derecha y darle opción al país de no más de cuatro o cinco frentes electorales, lo que no se ha concretado, porque todos los caudillos políticos quieren ser cabeza de león y no cola de ratón. Es decir, el famoso caudillismo que tanto daño nos ha hecho históricamente y de cuya lección no hemos aprendido. Los caciques partidarios creen que la mayoría de peruanos somos borregos que nos vamos a dejar llevar de la oreja por las encuestadoras y los medios de concentración mediática que solo ubican en los primeros lugares a cuatro o cinco candidatos que sigan sosteniendo el mismo modelo económico neoliberal.

Los ciudadanos del interior del país, tenemos que exigir que los recursos financieros de la campaña electoral de los partidos políticos, sean transparentes y no provengan de los grupos económicos y transnacionales que solo les interesa mantener el modelo neoliberal y mantener “secuestrado” ideológicamente al Jefe de Estado y también al Congreso Nacional para que no aprueben leyes que atenten contra sus intereses económicos e ideológicos.

La campaña electoral recién está comenzando y hay mucho por analizar. En primer lugar, como electores, debemos evaluar en detalle los programas de gobierno que ofrecen los partidos políticos, porque en base a esas propuestas, el gobernante elegido tendrá que implementar lo que prometió en campaña. Los programas de gobierno que ofrecerán los candidatos presidenciales se asemejan a un contrato entre los ciudadanos y los políticos, por lo que los ciudadanos debemos leer bien que propone la partidocracia para resolver los principales problemas nacionales.  En segundo lugar, los electores debemos revisar cual es el equipo técnico que tiene cada uno de los partidos políticos que se presentan en esta campaña electoral, ya que, si llegan al gobierno nacional, con seguridad formaran parte del equipo ministerial o altos cargos en el poder ejecutivo. Revisar la trayectoria y el currículum de cada uno de ellos para conocer si son honorables y calificados, o son oportunistas para ingresar al gobierno con fines mercantilistas.

En tercer lugar, revisar la trayectoria de todos los candidatos en forma escrupulosa, desde quien aspira a la primera magistratura de la nación, al Congreso Nacional y al parlamento andino. No debemos permitir que gente sin escrúpulo, ingrese a los principales poderes del Estado, ya que el ejercicio político es un servicio a la sociedad, y no es una actividad lucrativa ni mercantilista. Los electores de provincias que somos el 60% de la votación nacional, tendremos que definir en las próximas elecciones del 2021 qué partidos políticos pregonan el cambio o quieren mantener el continuismo. Eso supone, exigir precisiones programáticas a los partidos políticos en competencia para el poder ejecutivo y especialmente a los candidatos al Congreso por Arequipa, a quienes hay que exigirles proyectos de ley con precisiones y no generalidades como habitualmente lo hacen.

O seguimos con el modelo neoliberal que sigue privilegiando a una minoría que se enriquece cada vez más u optamos por un gobierno que promueva el desarrollo socio económico de la mayoría de compatriotas. Los peruanos demandamos y exigimos definiciones a la partidocracia. Por ejemplo, ¿Debe mantenerse, debe modificarse o derogarse la actual Constitución de 1993? ¿Qué reformas constitucionales concretas plantearían a los poderes del estado? ¿Están o no de acuerdo con una reforma tributaria y en qué consistiría estas? ¿Qué rol le asignan al Estado? ¿Qué medidas inmediatas plantean para combatir la corrupción?

¿Recuperarán la soberanía de nuestros recursos naturales? ¿Qué proponen respecto a la descentralización? ¿Cuáles son sus propuestas para mejorar el ingreso de los trabajadores y pensionistas? ¿Qué rol le asignan a la educación?  ¿Qué propuestas tienen para mejorar la salud pública? ¿Cómo planean reducir y eliminar la corrupción en la sociedad y el Estado? ¿Cuáles serían las primeras medidas para mejorar la seguridad ciudadana y eliminar la delincuencia? Queremos propuestas coherentes y viables y no solo rostros ni lemas de campaña, ya que con ello no se gobierna un país. Es probable que algún lector les agrade o desagrade este artículo de opinión respecto a la campaña electoral 2021 que ya ha comenzado. Concluyo recordando al notable intelectual Jose Saramago, quien afirmó lo siguiente respecto a los manejos de los gobiernos: “Los únicos interesados en cambiar al mundo injusto de hoy son los pesimistas y realistas, porque los optimistas están contentos con lo que hay y con lo que tienen”.

 Hugo Amanque Chaiña – Periodista y Abogado

Hugo Amanque Chaiña


Post Banner

Post Banner