pressadminmarzo 17, 202011min152

Left Banner

Left Banner

Una propuesta para que Arequipa tenga una nueva Universidad Nacional

000633231W

En el Perú, del total de la oferta educativa, el 15.2% se refiere a educación Superior no Universitaria, frente a 16.5% Universitaria, 23% Primaria y 41.5% Secundaria. Solo el 31.7% de la Población Económicamente Activa (PEA) posee formación técnica y superior, casi la mitad para la preparación técnica y la otra mitad para la formación superior. En Arequipa existen 10 Universidades privadas que ofrecen un promedio de 12,500 vacantes anuales para estudiar una variedad de carreras profesionales. Dos de ellas están ligadas a la Iglesia Católica (Santa María y San Pablo), con administraciones que buscan el lucro y restringidas categorías de becas, semi becas y cuartos de becas; y las demás son netas entidades empresariales que desarrollan sus actividades en la ciudad en la última década.

La única Universidad Nacional existente es la San Agustín que tiene un promedio de 27,500 alumnos de pre-grado, distribuidos en 47 carreras profesionales de 3 grandes áreas: Ingenierías, Humanidades y Biomédicas. Cada año ofrece un promedio de 3,500 vacantes que son cubiertas por varios exámenes ordinarios y extraordinarios de ingreso, así como por un Centro Pre-Universitario. En diversas regiones del país, se han instalado 2 o más Universidades Nacionales inauguradas en las dos últimas décadas. En Lima existen 7 universidades nacionales; en Ancash dos Universidades: Nacional Santiago Antúnez de Mayolo y la Nacional del Santa.

En el Cusco existen dos: Nacional San Antonio Abad y Nacional Tecnológica de Quillabamba; en Huánuco se tiene: Nacional Agraria de la Selva y Nacional Hermilio Valdizán; en Cajamarca: la Nacional de Cajamarca, la Nacional de Jaén y la Nacional de Chota; en Puno: Nacional Técnica del Altiplano y la Nacional de Juliaca; en Junín: la Nacional de Tarma y la Nacional del Centro; en Apurímac: la Nacional José María Arguedas y la Nacional Micaela Bastidas; en Loreto: la Nacional Intercultural de la Amazonía y la Nacional de la Amazonía Peruana; en Piura: la Nacional de Piura y la Nacional de Frontera de Sullana.

Es decir, en 9 regiones del país, aparte de Lima, se tienen dos o más Universidades Nacionales que están ubicadas en ciudades que no pasan del millón de habitantes. En Arequipa desde 1828, se tiene una sola Universidad Pública que ofrece estudios superiores universitarios a probables 150,000 postulantes, por lo menos, cada año que concluye el período escolar, considerando únicamente la población de Arequipa y no considerando la potencial influencia educativa que tiene esta urbe en todo el Sur del Perú.

La Universidad que debe crearse en Arequipa, debe ser una Institución Educativa del más alto concepto de preparación de profesionales y de técnicos de las ramas elegidas del saber humano, con los más elevados criterios éticos y de servicio a los demás a través de la profesión y tecnología impartidas, sin fines de lucro y abierta a todas las metodologías modernas, de excelencia y de capacitación.

Serán postulantes de esta Universidad todo estudiante egresado de la Secundaria. La nueva Universidad debería tener dos grandes áreas académicas: el Instituto Tecnológico Superior con rango universitario que preparará Tecnólogos del más alto nivel de formación y capacitación profesional, en carreras que tendrán duración de 3 años, o seis semestres académicos; y la Universidad propiamente dicha, que formará profesionales de excelencia en el saber, en la técnica y en la investigación y docencia de élite, en carreras que tendrán una duración de cuatro años u ocho semestres académicos.

La selección de los estudiantes debe efectuarse mediante la evaluación continuada a lo largo de un año o dos semestres académicos de estudios, en los que se desarrollarán 10 cursos de Estudios Generales, cuyo puntaje final constituirá un Ranking de estudios reglamentado. Los mejores alumnos escogerán las carreras universitarias de su vocación y preferencia, en un número de vacantes previamente establecido. Los que no alcancen estas posiciones pasarán a elegir algunas de las carreras tecnológicas del Instituto Superior, seleccionadas según su posición en el Ranking de estudios.

Los que no alcancen ninguna posición, sea en la Universidad o en el Instituto, podrán cursar en la Universidad diversos Diplomados, Cursos de Capacitación y de Extensión Universitaria como, por ejemplo, Formación como Representantes de la Industria Farmacéutica, Secretarios (as) para las distintas profesiones de Biomédicas, Humanidades e Ingenierías, Técnicos en la Industria Automotriz, Panadería, Gastronomía y otras, con una duración de 6 a 12 meses, según los casos y con un Certificado Universitario de Estudios para los fines que convenga a cada postulante. Los alumnos matriculados con toda libertad en este Programa, abonarán una pensión mensual fijada con criterio simbólico por tener una naturaleza de estudios pre-universitarios.

No habrá un único examen de ingreso para ninguna de las carreras profesionales o tecnológicas y además que no se desamparará a ningún postulante, creando inclusive una Bolsa de Trabajo para todas y cada una de las categorías de preparación que tenga la Universidad, bajo compromiso institucional de lograrlo y de seguir capacitándolos y actualizándolos según el desarrollo del conocimiento y de las tecnologías.

Se otorgarán becas y semi becas en cada carrera profesional y tecnológica, según acuerdo a establecer y cumpliendo la norma de la Universidad de ser una entidad sin fines de lucro. En todos los casos, es principio de la Universidad que los alumnos mantendrán su condición de becarios y semi becarios siempre que permanezcan en el cuarto superior del Ranking de la carrera respectiva, al terminar el semestre correspondiente. Estas becas y semi-becas se orientarán a la manutención, vivienda, material de estudio y demás que el alumno necesite. No abonaran pensión mensual pues los estudios en la Universidad son enteramente gratuitos.

Las pensiones a abonar en los estudios del Instituto Superior y los de la etapa pre-universitaria serán fijadas de acuerdo al mismo principio de la Universidad contemplado en el punto anterior y revisadas cada año según las condiciones económicas del país y los resultados económicos de la administración de la Universidad. Las carreras a establecer, tanto en el orden profesional como tecnológico, serán fijadas de acuerdo a estudios de la realidad social y económica de la sociedad arequipeña y del país y según las condiciones académicas del mercado universitario. Son áreas prioritarias a desarrollar por la nueva Universidad las carreras profesionales de Agronomía, Minería, Ciencias de la Salud, Administración y Educación inicial, primaria, secundaria y superior.

La selección de profesores y personal administrativo, será mediante un riguroso y estricto concurso de méritos y de oposición, paras las plazas que se estimen según las carreras a dictar en la Universidad. Los regímenes de trabajo serán a tiempo parcial y completo, las categorías a establecer serán de Auxiliares, Asociados y Principales y las condiciones corresponderán a personal contratado y nombrado, preferentemente éste último. La administración de la Universidad será electrónica en todos sus alcances y con esa intención se seleccionará el personal administrativo debidamente preparado y experto en estos manejos. Las remuneraciones para todo el personal a considerar serán mayores a las más altas del medio y la exigencia, por tanto, a su rendimiento y productividad será el mayor y más estricto.

La Universidad desplegará desde el comienzo de sus actividades cursos de extensión educativa, de especialización segunda y tercera, maestrías, doctorados y pos doctorados diversos y en todos los campos del saber y del quehacer universitario, con el más selecto y preparado cuerpo de profesores nacionales e internacionales, estableciendo dobles y triples titulaciones con Universidades nacionales y del extranjero con las que se celebrará convenios y acuerdos educativos y de mutua colaboración y trabajo conjunto. Esta propuesta resumida para crear una nueva Universidad Nacional, debe ser respaldada por la nueva bancada parlamentaria de Arequipa y las instituciones representativas de nuestra ciudad en beneficio de los jóvenes y escolares de hoy que el 2040 cuando cumplamos nuestro quinto centenario de fundación española, tengan la oportunidad de ser profesionales y técnicos competitivos en beneficio de nuestra patria.

Dr. José Luis Picoaga Chávez – Medico y Profesor Universitario

pressadmin


Post Banner

Post Banner